Inicio / D-Cultura / No Respires

No Respires

dont-breathHoy, gran suspenso, buen terror. “Don’t breath” (2016) es la historia de tres jóvenes delincuentes quienes, en busca de un suculento botín, ingresan a la casa de un ciego a robar. Aparente presa fácil, el veterano de guerra esconderá secretos y sorpresas que transforman una típica película de horror en una gran experiencia que literalmente deja sin respiración.

Situaciones difíciles que se convierten en imposibles, personajes racionales que buscan salidas entre escasas alternativas, y sentimientos itinerantes entre el miedo, el odio, la empatía y de regreso al principio con mayor potencia y vigor.

Buen aunque desconocido elenco, el premio a la actuación se lo lleva el desequilibrado dueño de casa, aunque quien se roba la película es el terrorífico perro, por ser quien logra infligir mayor daño a un espectador ya agotado y angustiado con la compleja situación. Porque cada vez que se visualiza una salida, la trama se enreda en un nuevo escenario aún más dramático e inquietante que el anterior.

Si bien al comienzo promete ser un viaje repetitivo visto cientos de veces por los fanáticos del género, esta película se gana un espacio entre las mejores del año junto a Hush (disponible en Netflix). Más aún, resulta fácil recordar e incluso comparar el uso de las discapacidades de los protagonistas (ceguera y sordera), en ambas instaladas de manera natural y tratadas exitosamente por el director, logrando que tomen un rol fundamental en el guión y la producción.

Para los que disfrutan del terror, imperdible. Aún en cartelera.

¿Quieres comentar?
Mejor Opina. De Verdad.
 

Acerca Pia Greene

Pia Greene

Cofundadora y Directora de Dcolumnist.com. Periodista de profesión, intento de escritora por vocación. Eterna estudiante, servidora pública, profesora universitaria y consultora. Esposa enamorada y madre dedicada de gemelas idénticas y perfectamente complementarias. Amiga fiel en varios rincones del mundo, amante de viajar y comer. Intensa pero reciente deportista, ávida lectora y consumista culpable de películas y series. Donante sin restricción. Libre y liberal.

También puedes ver

En Busca de Dr. House: una Mirada Crítica a la Medicina en Chile

Siempre me jacté de ser una persona sana. Aparte de haberme quebrado un par de …